El cigoto, es decir, el ovocito fecundado por un espermatozoide, es ya una persona humana, con un acto de ser, con un cuerpo y con un alma, y por lo tanto, su primer derecho humano es el derecho a vivir

lunes, 18 de agosto de 2014

Las principales razones por las que la marihuana no debería ser legal

Razones físicas, psicológicas, sociales y espirituales:
La marihuana, sobre todo la legalización de la misma con fines recreativos o medicinales, ha sido un tema controvertido desde los años 60. Y hay nuevos movimientos, como el de Uruguay, en el que el propio estado se hará cargo de la producción y comercialización pública. Pero existen datos abrumadores sobre el daño que este producto químico provoca.

marihuana

Un hecho es claro: la búsqueda compulsiva y extrema, por los interesados, en la legalización de la marihuana, demuestra que la sustancia es adictiva. Los defensores han perseverado con un enfoque singular y han superado muchos obstáculos y consecuencias para incrementar y facilitar el acceso a cada vez a mayores niveles.
Las razones por las que la marihuana no debería ser legal las podemos dividor en cuatro categorías: físicas, psicológicas, espirituales y sociales.

FÍSICAS

Las investigaciones demuestran claramente que la química de la marihuana afecta el cerebro, incluso con un consumo ocasional o recreativo.
El daño ocurre en las áreas clave del cerebro para la toma de decisiones, resolución de problemas, gestión de la emoción, y la re-aplicación del aprendizaje.
Los adultos que utilizan regularmente marihuana durante la adolescencia han mermado la conectividad neuronal en áreas que involucran el estado de alerta, la conciencia, el aprendizaje y la memoria.
Los usuarios no pueden estar seguros de que la marihuana que está utilizando está libre de aditivos aún más peligrosos. La marihuana de hoy es de 4 a 12 veces más potente de lo que era en los años 60 y 70.
Las visitas a emergencias médicas vinculadas a la marihuana han aumentado significativamente en la última década.
Efectos cognitivos agudos ocurren para aquellos bajo la influencia de la marihuana, incluyendo alteraciones en el juicio, efectos corporales como frecuencia cardíaca rápida, falta de coordinación física, tiempo de reacción retardada y esterilidad masculina.

PSICOLÓGICAS

Ser fumador regular de marihuana durante la adolescencia conduce a una caída irreversible de 10 puntos en el coeficiente intelectual.
El uso regular de cannabis también se ha asociado con un mayor riesgo para la depresión, la ansiedad y la esquizofrenia, para algunos, mientras que también inductor de efectos psicóticos, como desorientación, alucinaciones, delirios o ataques de pánico, en otros.
Porque muchos utilizan la marihuana como una forma de hacer frente a la tristeza, el estrés y la ansiedad para sentirse bien, relajarse o escapar, ellos pierden la oportunidad de desarrollar un mecanismo de defensa más eficaz.
La adicción a la marihuana es evidente, ya que el 9 por ciento que experimenta con ella se convertirán en adictos a ella y el 16 por ciento de los adolescentes que usan marihuana se vuelven adictos.
Para muchos, la marihuana es una droga de entrada a otras drogas más tóxicas, y el uso se intensifica con el tiempo. Otros patrones adictivos también pueden llegar a ser evidentes como el crimen, el juego, la comida, la evitación y el descontrol.

ESPIRITUALES

La marihuana crea obstáculos que interfieren con el logro del potencial dado por Dios.
Como con todo el consumo de drogas, se produce la desobediencia espiritual y la desconexión de Dios. Dios dice que es malo estar bajo influencia o haber distorsionado el procesamiento y la capacidad de tomar decisiones. Cuando obedecemos a nuestra carne, cosechamos el fruto de la carne.
El primer mandamiento es: “No tendrás otros dioses (u objetos de adicción) delante de mí”.

SOCIETALES

La legalización de la marihuana envía un mensaje equivocado a los niños. El consumo de marihuana entre los estudiantes se ha incrementado debido al hecho de que los gobiernos se han vuelto más permisivos.
El alcohol y el tabaco combinados son las segundas causas más importantes de muerte en los EE.UU. Con una mayor disponibilidad, la marihuana se unirá a ellos y empujará a las sustancias adictivas al No. 1 en la lista.
El consumo de marihuana impacta e interfiere con las relaciones, ya que el usuario que está vinculado a la droga, la sustituye a otras relaciones clave.
La sociedad y el gobierno están llamados a proteger a sus miembros, no a perjudicarles. En caso de duda, hay que errar por el lado de la cautela y el conservadurismo, en lugar de tomar decisiones basadas en la emoción y la gratificación instantánea. La legalización de la marihuana abre la puerta a otras drogas adictivas y nocivas.
A medida que se tiene más acceso a la marihuana, la sociedad verá un aumento en problemas tales como el divorcio, en las finanzas, bajo rendimiento laboral y otras cuestiones que hacen estragos en las personas, los matrimonios, las familias y las comunidades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada