El cigoto, es decir, el ovocito fecundado por un espermatozoide, es ya una persona humana, con un acto de ser, con un cuerpo y con un alma, y por lo tanto, su primer derecho humano es el derecho a vivir

sábado, 17 de enero de 2015

Los mexicanos no tenemos tres mamás

01.000
566
 
566 Personas han firmado. Ayúdanos a llegar a 1.000 firmas
El gobierno del DF, la secretaría de Educación y el Instituto de Mujeres del DF han editado 3.000 guías para educar a los niños en la “lesbomaternidad”. ¿El nombre? “Manual de apoyo a docentes para entender familias lesbomaternales”.
Entre otras cosas, señalan que el concepto de familia “evoluciona con el tiempo”. ¿Lo último? Vean el ejemplo sugerido:
“A veces sucede que una mujer bisexual que previamente estuvo casada con un hombre puede haber contraído nupcias con una mujer, y el esposo puede casarse también con otra mujer. De esta forma, los hijos e hijas pueden tener tres o más mamás”
¿Es razonable que se confunda de esta manera a nuestros escolares?
Más ejemplos del "manual educativo":
"No pregunte: '¿Quién de ustedes es la verdadera madre?' Las dos lo somos. Tal vez una de nosotras llevó al niño o a la niña en su vientre. Tal vez ambas adoptamos. Tal vez una de nosotras donó un óvulo que la otra gestó.  En realidad no importa. Ambas estamos criando y estamos comprometidas con el bienestar e los hijos y las hijas. Eso nos hace a las dos mamás reales, mamás de verdad.
No pregunte: “¿Quién es el padre?” Tal vez hay un padre conocido a quien la pareja de lesbianas desea reconocer, y tal vez NO lo hay.  No asuma que tiene que haber uno, porque simplemente donar un cromosoma no convierte a un hombre en padre”
¿Tienen derecho a confundir a nuestros pequeños con semejantes complejidades?, ¿los niños no tienen derecho a saber que su papá y su mamá les quiere?, ¿están preparados para entender todo esto?, ¿por qué someter a nuestros chavitos a una crisis de identidad innecesaria?, ¿podría tratarse de corrupción de menores?
Por supuesto, el “manual educativo” asegura que el género es una construcción social a pesar de la evidencia de las diferencias y complementariedades entre hombres y mujeres. Bajo este a priori ideológico proponen festejar el orgullo LGBTTTI y proponen invitar a miembros de la comunidad LGBTTTI a las aulas. ¿Para confundir más a nuestros hijos?
El manual insiste en la no discriminación” para evitar el bullying. Una cosa es que no haya que discriminar a los hijos de parejas de lesbianas y otra bien distinta es que se trate de confundir a los menores en el concepto natural de familia. Muy distinta.
Los estudios científicos apuntan que las familias con mayor bienestar son aquellas “biológicamente intactas”. ¿Por qué fomentar en la escuela un modelo que proporciona menor bienestar?
Escribe al jefe del gobierno del DF, Miguel Ángel Mancera y muéstrale tu rechazo a un texto inaceptable. Enviaremos copia a la directora general del Instituto de la Mujer de DF, Teresa Incháustegui y a la CONAPRED
Para más información

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada